Andalucia es el Paraiso del Golf, segùn Hosteltur

La Costa del Sol se ha consolidado como uno de los destinos vacacionales más importantes del mundo. La tarjeta de presentación de este enclave del litoral malagueño son sus 325 días al año de excelente clima y sus más de 160 kilómetros de playa. A ello, se suman impresionantes parajes naturales, monumentos, cultura, gastronomía y posibilidades de ocio. Pero la clave es una planta hotelera e infraestructuras turísticas de primer orden en toda la provincia.
Pero eso no sería suficiente si no contara con unas excelentes conexiones aéreas con las ciudades más importantes de Europa.
Todo está puesto al servicio del turismo, tanto del vacacional como el que responde a ofertas más específicas. Un lugar preponderante lo ocupa el golf, que genera un impacto anual de 940 millones de euros en la zona, según los  datos más recientes.
En total, la Costa del Sol cuenta con 62 campos, a los que se unirán otros aún en construcción. Y, en la denominada Costa del Golf, que incluye hasta el área de Sotogrande, existen un total de 73 campos. Así, la provincia de Málaga se ha convertido en la zona de la Europa continental con un mayor número de este tipo instalaciones, que se benefician de la excelente climatología a lo largo de todo el año, que propicia la práctica de este deporte.
Por ello, esta modalidad de turismo activo está ya íntimamente ligada a la industria turística de la zona, que no concibe una explotación adecuada si no basa una parte de su oferta en el golf como reclamo principal. La clave es que se trata de un importante recurso desestacionalizador del turismo, al desplazarse los golfistas de toda Europa hasta la Costa del Sol en los meses de invierno, cuando la climatología no les permite gozar de esta afición en sus países de origen. Y, en los meses de verano, se ofrecen excelentes ofertas para incentivar a los jugadores.
Además, los campos de golf de la Costa del Sol se han convertido en un modelo de gestión sostenible y en verdaderas reservas de fauna y flora autóctonas. Generan inversiones, fomentan el empleo y contribuyen a la mejora de la calidad y de la imagen turística internacional de este destino. Consciente de todo ello, el Patronato de Turismo Málaga Costa del Sol se vuelca en el posicionamiento y comercialización de este producto.


Gasto y satisfacción

El perfil de los visitantes que llegan a la costa malagueña para jugar al golf y disfrutar de unos días de descanso se caracteriza por su alto poder adquisitivo. De hecho, un alto porcentaje de ellos se hospedan en hoteles de cuatro y cinco estrellas (39,30%), mientras que otros lo hacen en una vivienda de su propiedad (38,60%). Del total, más de la mitad son británicos, seguidos por escandinavos.
Por su parte, los españoles rivalizan algunos meses al año con los alemanes.
La estancia media de estos visitantes se sitúa en los 13,7 días. Y, la valoración que realizan de la Costa del Sol como destino para practicar su afición favorita es muy positiva en el 63% de los casos, mientras que un 29,10% la califican como positiva. La consecuencia de estas altas calificaciones es una gran fidelización a este destino, en el que repiten experiencia año tras año.

Para profundizar, descargar todo el dossier.

Rispondi